Templo de Santa Rosa de Viterbo, Querétaro

Templo de Santa Rosa de Viterbo, Querétaro

Fundación del Real Colegio y Beaterio de Santa Rosa de Viterbo

Para el año de 1640, don Juan Alonso compró un terreno en el suroeste de la ciudad y en él construyó una casa para la familia que llegó a ser formada por su esposa y nueve hijos de los cuales uno fue sacerdote y tres religiosas. En el año de 1670 las hermanas Francisca de los Ángeles, Gertrudis de Jesús y Clara de la Asunción decidieron ser religiosas y para eso edificaron unas pequeñas celdas en la huerta de su casa y ahí comenzaron su nueva vida dedicada a la oración y a la enseñanza de la niñez, tomando el hábito de la Tercera Orden de San Francisco. En 1699, el protector de la comunidad, el padre don Juan Caballero y Ocio, en la misma huerta del edificio les construyó una pequeña capilla y celdas para un monasterio y ahí se dijo la primer misa en 1703. En 1727 por pedimento del Virrey don Juan de Acuña, el rey Felipe V de España reconoció el monasterio y este comenzó a funcionar con el nombre del Real Colegio de Santa Rosa de Viterbo. Inmediatamente los benefactores comenzaron la construcción de un grandioso templo y convento de acuerdo con el proyecto del arquitecto don Ignacio Mariano de las Casas y bajo la dirección de este. En 1752, la obra fue terminada, se agregaron contrafuertes para mayor resistencia estructural a los pesados ​​muros. También se instalaron un órgano bajo el coro del templo y un reloj de repetición. A partir de 1861, las Leyes de Reforma provocaron el exclaustramiento de las religiosas en dos ocasiones. En el año de 1867 y hasta casi un siglo después (1963) el convento funcionó como hospital civil.

Arquitectura y Arte

Templo de Santa Rosa de Viterbo
Templo de Santa Rosa de Viterbo. Foto: Marian Quiroz

El Templo de Santa Rosa de Viterbo, como la mayoría de los templos conventuales, es de una sola nave. Tiene dos entradas para el público del lado norte y coros bajo y alto desde dónde las beatas podían asistir a misa sin ser vistas.

La iglesia de un convento de monjas planteaba un problema especial, y su solución es admirable por el funcionalismo que muestra. El principal problema que surge al planear una de estas iglesias es que deben ser abiertas al público y para uso de la comunidad en forma simultánea. Esto impone una división muy clara de espacio y circulaciones para el pueblo y las monjas, puesto que éstas no podían de ninguna manera ser vistas por el pueblo y menos mezclarse con él.

La solución fue colocar la única nave de la iglesia paralela a la calle. De esta manera, desde el convento se tenía fácil acceso a ella por uno de los costados, y los fieles entraban y salían por el opuesto. Un atrio angosto de toda la longitud de la iglesia servía de espacio intermedio entre el templo y la vía pública.

El interior presentaba igualmente caracteres particulares. Era necesario dividir de manera clara el espacio destinado a las monjas del que ocupaba el pueblo. Por esto, el coro, reservado a las religiosas, experimenta un gran desarrollo, y en ocasiones su tamaño es casi igual al de la nave, con la particularidad de ser doble, es decir, en dos pisos. El coro se aislaba de la nave por medio de rejas tras las cuales corrían cortinas que impedían toda vista al interior de la clausura. Las monjas cuyo estado de salud les impedía la asistencia al coro podían oír la misa desde una tribuna situada cerca del presbiterio y aislada por una celosía.

Aunque en la mayor parte de las iglesias de monjas se ha perdido la disposición original del coro, quedan todavía algunos ejemplos magníficos:

En Querétaro el Templo de Santa Rosa de Viterbo y el Templo de Santa Claragracias a haber conservado no solamente los coros con sus rejas, sino también los ricos retablos. ¹

Exteriormente lo primero que llama la atención es el hermoso campanario con estilo mudéjar. Es de dos plantas y en la primera planta tiene un reloj de repetición, el primero de tres carátulas en latinoamerica. La cúpula de tambor octogonal está adornada con talavera polícroma, columnillas y relieves de cantera, y su linternilla (remate de la cúpula con ventanas para ventilación e iluminación de la nave) también está labrada en cantera.

Templo de Santa Rosa de Viterbo-Arbotantes Foto:Marian Quiroz
Templo de Santa Rosa de Viterbo-Arbotantes Foto:Marian Quiroz

Como característica principal tiene dos hermosos arbotantes de arco invertido que transfieren el peso de los muros a dos botareles (columnas).

Templo de Santa Rosa de Viterbo-Portadas gemelas Foto:Marian Quiroz
Templo de Santa Rosa de Viterbo-Portadas gemelas Foto:Marian Quiroz

En la fachada, sobresalen las dos portadas gemelas sobriamente labradas en cantera donde pueden verse las figuras de San Francisco y de Santa Rosa de Viterbo, santa patrona de este beaterio.

Templo de Santa Rosa de Viterbo-Puerta Foto:Marian Quiroz
Templo de Santa Rosa de Viterbo-Puerta Foto:Marian Quiroz

En los arcos de las puertas está labrada una concha y debajo el monograma de Jesús y de María. Las grandes puertas de madera hermosamente talladas muestran rostros antropofitos (anthropos:hombre, piton:vegetal) muy utilizados en el arte barroco.

Templo de Santa Rosa de Viterbo Querétaro -Retablo
Templo de Santa Rosa de Viterbo Querétaro -Retablo

Pero es en el interior del templo donde nos quedamos extasiados. Los retablos tallados profusamente y cubiertos de hojas de oro nos inundan la mirada. Se conservan cinco retablos en muy buen estado. A un lado del coro bajo se encuentra el retablo de los Dolores o del Calvario. A la derecha de éste podemos ver el de San Francisco de Paul o de la Tribuna. Cerca del presbiterio se encuentran el de Nuestra Señora de Guadalupe y el de San José, ambos con un hermoso dosel coronando cada retablo. Entre las dos puertas que dan a la calle se encuentra un retablo más pequeño dedicado a Santa Rosa de Viterbo conocido también como el del Ángel Custodio. El retablo del altar mayor fue destruido en 1849 y en su lugar se construyó un altar de estilo neoclásico con un baldaquino y en la parte superior una estatua de Santa Rosa de Viterbo.

Santa Rosa de Viterbo-Púlpito

Sobresale el púlpito hermosamente decorado con maderas preciosas, marfil, carey y plata.

Santa Rosa de Viterbo-Coro alto

El coro bajo, en donde se encuentra la capilla del Santísimo Sacramento y el órgano tubular del siglo XVIII diseñado por Ignacio Mariano de las Casas, está separado de la nave por la característica reja y por un panel con quince medallones conocidos como “Fundamentum Apostolorum” y un figura de Cristo Crucificado. El Coro alto está separado de la nave también por una reja y por un hermoso abanico dorado y la imagen de Jesús Adolescente. Sobre el retablo de San Francisco de Paul se encuentra una tribuna con celosías desde donde oían misa las religiosas que por su estado de salud no podían asistir al coro.

En la sacristía se encuentran un conjunto de esculturas talladas en madera, de tamaño real que representan a los Apóstoles en la Última Cena. También se pueden ver varias pinturas al óleo donde sobresale la llamada «Hortus Conclusus» y el retrato de la novicia Ana María de San Francisco y Neve y el capitán Velázquez de Lorena quien fuera benefactor del beaterio.

Santa Rosa de Viterbo-Claustro

El claustro del antiguo Real Colegio y Beaterio de Santa Rosa de Viterbo es muy amplio y luminoso, tiene una fuente de tres niveles, en la escalinata se pueden ver unos arcos volados y relojes de sol en la cornisa del segundo piso.

Santa Rosa de Viterbo-Aljibe

En la parte posterior del edificio, lo que en su tiempo era el huerto del convento, pueden verse las acequias y parte del acueducto que llevaba el agua a toda la ciudad. De hecho una de las últimas fuentes de este sistema acuífero está a un costado del templo sobre la calle Ezequiel Montes.

Puntos de Interés

El Templo de Santa Rosa de Viterbo forma parte del recorrido del Camino San Junípero Serra, es el primer punto en la ruta Camino Real, la cual inicia en la ciudad de Santiago de Querétaro y llega a la Misión de Santiago de Jalpan.

También forma parte del Circuito 1 Centro Histórico Poniente de la Ruta El Sereno, el cual recorre los templos y conventos de la Ciudad de Querétaro.

 


Templo de Santa Rosa de Viterbo


José María Arteaga 89 esq. Ezequiel Montes, Centro, 76000
Santiago de Querétaro, Qro.
Tel. 01 442 214 1691


Ubicación:


Misas entre semana: 7:00 am y 7:00 pm


Misas en domingo: 7:00am 9:00am 11:00am 12:30pm 6:00pm 7: 00pm 8:00pm


Fiesta patronal:

4 de septiembre, Santa Rosa de Viterbo


Fuentes:
Gavidia Arteaga, Francisco F. Pbro. Guía Historica. Templos del Centro Histórico de la ciudad de Santiago de Querétaro.
¹ http://www.materialdelectura.unam.mx/index.php/edicion-2010/las-artes-en-mexico/358-las-artes-en-mexico-no-cat/363-004-arquitectura-barroca?start=5

Deja un comentario

Menú de cierre